La falta de recuperación y el sobreentrenamiento

Con raras excepciones, los reveses que experimentamos en el entrenamiento son nuestra culpa. Nuestra motivación para sobresalir es superada solo por nuestra incapacidad para escuchar a nuestros cuerpos. El resultado suele ser el sobreentrenamiento, la enfermedad o una lesión.


El sobreentrenamiento

Los atletas que vienen a mi con frecuencia me manifiestan "querer hacer las cosas bien." Cuando me piden que revise sus registros de entrenamiento para ver qué podría estar detrás de un estancamiento o actuación reciente con la que están inconformes, lo que suelo encontrarme es que la persona venía descuidando la recuperación y necesitaba unos días de descanso. Rara vez encuentro atletas que estén realmente sobreentrenados. La fatiga generalmente evita que los atletas se conduzcan a sí mismos a un estado de sobreentrenamiento completo. Pero sí encuentro a esos atletas en ocasiones. La causa más común es una incontenible motivación por sobresalir.